resistencia

7 consejos para entrenar la resistencia de manera correcta

Un entrenamiento de resistencia es satisfactorio cuando se consigue aumentar masa muscular, tonificar los músculos y fortalecer los huesos, además de obtener la energía necesaria para afrontar el día.

Este tipo de entrenamiento es adecuado para el fortalecimiento de piernas, cadera, espalda, pecho, abdomen, hombros y brazos. Al menos debes realizarlo dos veces a la semana.

Mejora tus resultados

Para que tu entrenamiento de resistencia surta efecto y sea seguro, te ofrecemos los consejos de los expertos de dicho organismo.

  1. Calentamiento y vuelta a la calma. Es necesario dedicarles 10 minutos como mínimo. Caminar es una buena manera de calentar y estirar es una excelente manera de volver a la calma.
  1. Concentración en la técnica. Es necesario que alinees tu cuerpo perfectamente en cada máquina para no lesionarte. Además, si te estás iniciando, es mejor que utilices poco peso hasta que tus músculos se adapten.
  1. Duración. Trabajar con la duración adecuada ayuda a controlar la ganancia de fuerza. Por ejemplo, cuando hagas pesas, mientras estas bajan cuenta hasta tres y haz una pausa. Al volver a la posición inicial, vuelve a contar hasta tres.
  1. Respiración correcta. En cada entrenamiento, presta atención a la respiración. Exhala cuando hagas fuerza contra la resistencia, es decir, al elevar, empujar o tirar; inhala cuando la sueltes.
  1. Control del peso. El peso correcto es distinto en cada máquina. Para conocerlo, prueba cada ejercicio con cierta carga, y si las últimas repeticiones te resultan prácticamente imposibles, baja el peso hasta que terminar todas las repeticiones en buena forma. Sin embargo, si te resulta muy fácil, aumenta el peso entre 0,5 kg y 1 kg en los aparatos de brazos y entre 1 kg y 2,5 kg en las máquinas de piernas.
  1. Planificación. Puedes trabajar todos los músculos del cuerpo dos o tres veces por semana, eso es lo ideal. También puedes trabajar solo una parte, inferior o superior, en una sesión, y hacerlo cinco días a la semana para alcanzar el tiempo recomendado.
  1. Descanso. Este tipo de entrenamiento provoca desgarros leves del tejido muscular. No son perjudiciales, pero sí importantes porque sirven para fortalecer. Realiza una recuperación de 48 horas antes de la próxima sesión de ejercicios.

Para que el entrenamiento de resistencia sea un éxito, deben realizarse de 8 a 12 repeticiones en cada máquina por sesión. Como podrás comprobar, esto no es demasiado complicado; solo hace falta aplicar los consejos y ser constante.