Captura de pantalla 2017-05-08 a las 10.15.19

30 tips que debes conocer si quieres perder peso

Quítarse kilos que sobran pueden ser más fácil de lo que te imaginas con estos útiles consejos.

¿Sabías que las guindillas aceleran el metabolismo y ayudan a perder peso? ¿Y que el pan de harina de altramuz es más saciante que el pan tradicional? Estos son solo algunos de los trucos que hemos seleccionado específicamente para ayudarte a eliminar la grasa que te sobra. Son trucos muy fáciles de aplicar, que, combinados, te servirán para quemar calorías mucho más rápido.

  1. Melón

Para disfrutar del desayuno antigrasa perfecto, tómalo con huevo, alimento de alto valor proteico, ya que este descompone los carbohidratos del melón sin destruir sus vitaminas.

  1. Queso de cabra

Su valor calórico es hasta un 40 % inferior al del queso de vaca.

  1. Alubias una vez por semana.

Esta legumbre posee una enzima que ordena al organismo que descomponga la grasa almacenada, en lugar de los hidratos de carbono, para obtener la energía.

  1. Espinacas

Elige las espinacas antes que cualquier otra verdura verde: tienen el doble de fibra y esto ayuda al organismo a procesar las grasas de manera más eficaz.

  1. Una copa de vino tinto al día

El vino evita que se acumule la grasa, principalmente en la zona abdominal. El resveratrol de las uvas inhibe la proliferación de células grasas en la cintura.

  1. Frutos del bosque para el postre

Las demás frutas contienen fructosa, que se une a los hidratos de carbono para almacenar grasa corporal.

  1. Muesli para el desayuno

Si se consumen dos horas antes de entrenar, se quema más grasa durante el entrenamiento. El muesli es un carbohidrato de digestión lenta y, al entrenar, es menos probable que se transfiera al organismo a modo de grasa. No obstante, sigue siendo una buena fuente de energía.

  1. Siempre grasas “buenas”

Como nueces y aceite de oliva, que también contribuyen a reducir el riesgo de padecer enfermedades cardiacas.

  1. Ensalada como primer plato

Con una ensalada de judía negras, pimientos, tomates, cebollas y maíz, aliñada con aceite de oliva y limón, fomentarás la pérdida de peso. La combinación de fibra, inhibidores del apetito y compuestos quemagrasas harán que elimines esos kilos sobrantes.

  1. Claras de huevo para desayunar

La proteína de la clara de huevo hará que te entre el gusanillo más tarde. Acompáñalas de dos lonchas de bacon.

  1. Lombarda

Baja centenares de gramos utilizando la lombarda como guarnición diaria en el almuerzo. Este alimento ayuda a perder peso porque incrementa la producción de adiponectina (quema la grasa) y la leptina (suprime el apetito).

  1. Aguacate.

Aporta el ácido oleico, que te ayudará a bajar de peso y a mantener el hambre a raya.

  1. Jamón cocido

El jamón cocido de la parte trasera del lomo es el más proteico y el que contiene menos veta de grasa.

  1. Zumo con su pulpa.

La fibra se procesa más rápidamente, lo que te dará la sensación de saciedad durante más tiempo.

  1. Alimentos energéticos ricos en fibra

Y que sean bajos en hidratos de carbono, como los frutos secos, la quínoa, la cebada y la avena en copos. Estos te servirán para regular el nivel de insulina y calmar el gusanillo del hambre durante todo el día.

  1. Piña.

Además de ser lo mejor que se puede picar para acelerar el metabolismo, contiene bromelina, que ayuda a descomponer las proteínas.

  1. Canela en el yogur

Esta especia es un potente acelerador del metabolismo: media cucharadita es suficiente para quemar un kilo adicional al mes.

  1. Coliflor gratinada en vez de arroz

La coliflor carece de almidón y la vitamina C que contiene te ayudará a quemar grasa corporal. Ayuda a tu barriga.

  1. Picante en la comida

Esto disparará tu metabolismo para procesar la grasa más rápido.

  1. Queso camembert de postre para la cena

Contiene calcio para quemar grasa y triptófano para inducir el sueño.

  1. Pimientos triturados

Su contenido en vitamina C es seis veces superior al del tomate. Esta es fundamental para que tu organismo convierta la grasa en energía.

  1. Leche entera de los cereales diluida en agua.

Así reduces la absorción de azúcar y limitas el consumo de grasa.

  1. Más yodina

Se encuentra en el pescado y el yogur. La yodina estimula la glándula tiroidea, órgano responsable de quemar calorías.

  1. Té verde.

Contiene un compuesto que, al reaccionar con la cafeína, acelera la oxidación de la grasa y el metabolismo en reposo en un 20%.

  1. Tomate en tu sándwich

Te saciarás más y reducirás la posibilidad de picar después de comer. La fruta suprime la grelina, la hormona responsable de los “pinchazos” de hambre.

26. Más calcio

El calcio evita que se acumule grasa a nivel celular.

27. Nachos de maíz

Contienen la mitad de grasa que los nachos de patata y dejan pasar el azúcar más lentamente al torrente sanguíneo. De este modo, se controla la insulina y se ralentiza el aumento de peso.

28. Carne roja para quemar grasa

Por su elevado nivel proteico, que te ayudará a mantener la masa muscular (el músculo quema cuatro veces más calorías que la grasa).

29. Aliños siempre con vinagre

Acelera la velocidad a la que tu organismo quema grasa. Añade un chorrito de vinagreta o de vinagre a tus ensaladas y salsas a diario.

30. Aceite de oliva en las ensaladas

El aceite de oliva contiene ácidos grasos beneficiosos que activan la proteína que indica al organismo cuándo está saciado para evitar que comas en exceso.